noticias                                                                                        Farmasalud
La mayor parte de diagnósticos del reflujo gastroesofágico se realiza en Atención Primaria
                  1818  visitas
 
La mayoría de pacientes diagnosticados de reflujo gastroesofágico recurren a su médico de familia ante las primeras molestias y síntomas causados por el trastorno digestivo. Teniendo en cuenta que afecta a un 15% de la población, la consulta por ERGE es algo ya habitual en atención primaria, llegando a representar el 5% de las visitas. Estos datos han sido destacados por el Dr. Juan Manuel Mendive, especialista en Medicina Familiar y Comunitaria del Equipo de Atención Primaria de la Mina (Barcelona), durante el taller “Actualización en ERGE: el bolsillo ácido y alternativas terapéuticas”, realizado en el marco del XXXII Congreso semFYC y patrocinado por el laboratorio Reckitt Benckiser Healthcare.

“Resulta una patología con sintomatología bastante específica que hace que el médico de familia esté habituado a su diagnóstico, aunque en ocasiones su forma de presentación (dolor torácico, tos, laringitis o asma) puede hacer más difícil el diagnóstico”, señala el Dr. Mendive y añade que “debe derivarlo [al especialista] cuando se precisa ayuda diagnóstica” y, sobre todo, “si hay persistencia de síntomas a pesar de haber recibido tratamiento”. La valoración del gastroenterólogo en ERGE también es necesaria para determinar la eventual necesidad de tratamiento quirúrgico y en el caso de seguimiento de pacientes con una potencialidad maligna en las lesiones producidas por el reflujo, como es el caso del esófago de Barret.
El taller, que supone una actualización de utilidad para la práctica asistencial diaria, ha contado con la presentación de casos clínicos con alginato de sodio, tratamiento que según el mismo Dr. Mendive  “mejora notablemente los síntomas de la ERGE” al crear una barrera  que evita el desplazamiento del bolsillo ácido hacia el esófago.  Aunque “la mayoría de médicos  de atención primaria nunca ha oído hablar de ello”, subraya el Dr. Mendive, “el bolsillo ácido o acid pocket es una zona de pH ácido que queda en la cúpula gástrica [en la parte superior del estómago, justo por debajo de la unión entre el estómago y el esófago] cuando comemos”. Los alginatos se muestran especialmente eficaces en el tratamiento del acid pocket y, en consecuencia, en la prevención del reflujo.

La enfermedad de reflujo gastroesofágico (ERGE)
La ERGE es una enfermedad de carácter crónico que se define como las molestias causadas por paso del contenido ácido del estómago hacia el esófago. Normalmente presenta síntomas episódicos de intensidad variable y periodos intermitentes de remisión. En España la prevalencia de la ERGE es del 15% en la población general1 y durante las dos últimas décadas, ha ido en aumento.
Uno de los principales causantes de la ERGE son los hábitos alimenticios, concretamente las dietas ricas en condimentos y grasas, además de irritantes como el alcohol y el tabaco. Además existen otros factores que pueden favorecer el reflujo, tales como: acostarse rápidamente después de una comida, llevar ropa muy prieta, hacer movimientos que incrementan la presión abdominal como agacharse, levantar peso y el estrés.
Recomendaciones para prevenir la ERGE
Algunas de las recomendaciones que se presentan para prevenir y tratar la ERGE son:
1. Bajar de peso cuando existe sobrepeso u obesidad.
2. Dejar de fumar.
3. Evitar comidas y bebidas que contribuyan a la acidez estomacal: chocolate, café, menta, alimentos grasos y picantes, productos a base de tomate y bebidas gasificadas.
4. Dejar de consumir alcohol
5. Comer en menores cantidades.
6. No comer 2 ó 3 horas antes de acostarse.
7. Dormir del lado izquierdo y evitar el lado derecho.
8. Uso de tratamientos para evitar el reflujo, previa consulta al médico.

Reckitt Benckiser