neumología                                                                                        Farmasalud
Todos los pacientes con EPOC deben recibir Fisioterapia
                  1561  visitas
 

Todos los pacientes con enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) deben recibir fisioterapia respiratoria. Así lo ha recalcado el Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España (CGCFE) con motivo de la celebración hoy del Día Mundial de esta enfermedad.

 

La vicepresidenta del CGCFE, Patricia Madrid, ha señalado que “el papel del fisioterapeuta en esta enfermedad es fundamental tanto en educación y prevención, como en el tratamiento dirigido a la limpieza broncopulmonar en los períodos de reagudización y el entrenamiento al esfuerzo”.

 

Los objetivos de la fisioterapia respiratoria en el tratamiento de la EPOC son lograr:

              Mayor independencia en las actividades de la vida diaria del paciente.

              Mayor tolerancia al esfuerzo.

              Mejorar su calidad de vida y bienestar general.

              Favorecer su estado general de salud, incluyendo una disminución de los síntomas respiratorios y un incremento en la tolerancia al ejercicio y actividades de la función diaria.

              Aumento de la independencia del paciente.

              Mejoría en la habilidad de realizar las actividades de la vida diaria.

              Mejoría en la función psicológica con disminución de la ansiedad y estado depresivo, con mejoría de los sentimientos de optimismo, autocontrol y autoestima.

              Disminución de las reagudizaciones, lo que implica menos ingresos hospitalarios y, por ende, una disminución del gasto.

 

Para alcanzar estos objetivos, el fisioterapeuta trata al paciente con EPOC a través de técnicas específicas destinadas a facilitar educación respiratoria, higiene bronquial, realización correcta de la aerosolterapia o entrenamiento al esfuerzo.

 

Entre las recomendaciones destinadas a prevenir o mejorar los síntomas de la EPOC destacan:

              No fumar.

              Evitar ambientes contaminados.

              Seguir una alimentación correcta, pues favorece el mantenimiento de una mejor calidad de vida.

              Realizar comidas ligeras y poco abundantes varia  veces al día (4 - 6 tomas al día) con alimentos de fácil masticación.

              Practicar ejercicio de forma regular.

              Vacunación antigripal.

              Usar regularmente la medicación prescrita, garantizándose la correcta utilización de los inhaladores.

 

EPOC

La enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), según establece la Organización Mundial de la Salud (OMS), no es una sola enfermedad, sino un concepto general que designa diversas dolencias pulmonares crónicas que limitan el flujo de aire en los pulmones. Los términos más familiares 'bronquitis crónicas' y 'el enfisema' son utilizado no más largo, pero ahora se incluyen en la diagnosis de la EPOC.

 

Los síntomas más comunes son la disnea, o "falta de aliento", una excesiva producción de esputo y una tos crónica. Según los cálculos de la OMS correspondientes a 2004, hay 64 millones de enfermos de EPOC. La OMS prevé que para 2030 esta dolencia se habrá erigido en la tercera causa más importante de mortalidad en todo el mundo. Los principales factores de riesgo son el tabaquismo, la contaminación del aire, tanto en espacios cerrados como en el exterior, y la inhalación de partículas de polvo y sustancias químicas en el lugar de trabajo.

 

Día Mundial de la EPOC

La OMS ha instaurado este día con el objetivo “promover en todo el mundo una más profunda comprensión de la enfermedad y una mejor atención a los pacientes”.

 

El Día Mundial, organizado por la Iniciativa Mundial contra la Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (GOLD), se acompaña de una serie actividades a cargo de profesionales de la salud y grupos de pacientes de todo el mundo.

 

Según los cálculos de la OMS correspondientes a 2004, hay 64 millones de enfermos de EPOC. La OMS prevé que para 2030 esta dolencia se habrá erigido en la tercera causa más importante de mortalidad en todo el mundo. Los principales factores de riesgo son el tabaquismo, la contaminación del aire, tanto en espacios cerrados como en el exterior, y la inhalación de partículas de polvo y sustancias químicas en el lugar de trabajo.

CGCFE