noticias                                                                                        Farmasalud
La Fisioterapia favorece el desarrollo físico, psíquico y social de los niños con espina bífida
                  1881  visitas
 

El Consejo General de Colegios de Fisioterapeutas de España (CGCFE), con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de la Espina Bífida, ha subrayado que el objetivo general de la Fisioterapia es favorecer el desarrollo evolutivo, físico, psíquico y social de los niños con esta enfermedad.

 

“Para lograr esto”, ha añadido el vocal del CGCFE, Iban Arrien, “se desarrollan programas individualizados que incluyen las siguientes técnicas: tratamiento postural desde el nacimiento, enseñando a los padres las posturas correctas para cogerlo, sentarlo y estimularlo; férulas correctoras, estiramientos (para que el niño consiga tener control físico de su cabeza lo antes posible), así como ejercicios físicos para lograr que el niño voltee, se siente, gatee, pueda levantarse y, en los casos en que sea posible, facilitar la marcha asistida”.

 

“Todos estos pasos se realizarán progresivamente y el fisioterapeuta utilizará juegos para que el niño se sienta más activo y motivado. Para ello, el profesional de la Fisioterapia establece un protocolo de valoración diagnóstica, para valorar el estado físico del niño, su autonomía funcional y, a continuación, establecer y aplicar un programa terapéutico para intentar desarrollar al máximo su potencial, mediante el trabajo de la musculatura, la postura, la coordinación, el equilibrio, la marcha, el uso de ayudas técnicas...”, ha añadido Arrien.  

La principal causa de la espina bífida es la deficiencia de ácido fólico en la madre durante los meses previos al embarazo y en los tres meses siguientes. Además, existe cerca de un 5% de los casos cuya causa es desconocida. Se ha comprobado que no tiene un componente hereditario y, básicamente, existen dos tipos de espina bífida: la espina bífida oculta y la espina bífida abierta o quística.

“El tratamiento fisioterápico de las personas con Espina Bífida consiste en aplicar las medidas necesarias para prevenir las complicaciones secundarias a las intervenciones quirúrgicas realizadas en las primeras semanas de vida y las alteraciones producidas según el nivel de la columna dónde se produzca la lesión”, ha añadido Arrien.

Actualmente, 19.520 personas en España están afectadas por esta enfermedad que es la segunda causa de discapacidad física en la infancia en el país, según datos del INE y recogidos por la Federación Española de Asociaciones de Espina Bífida.

CGCFE